Titín III, un pelotari cinco estrellas

24
febrero
2011

Pertenece a Pelota Vasca

0 Comentarios

Titin III 40069 Titín III, un pelotari cinco estrellas Augusto Ibáñez Sacristán (Tricio, La Rioja; 1969), Titín III, es una de las figuras más  emblemáticas en el mundo pelotazale. Su estilo de juego, como delantero el mejor de toda la historia, y por su calidad en los frontones se ha ganado el respeto dentro y fuera de ellos. Superados los 40 años, sigue en plena forma y más activo que nunca, formando parte de los campeonatos más importantes.

Como persona, y según él mismo reconoce, “soy un tipo normal”. Y tiene razón, es una persona entrañable, de a pie, muy querido por los aficionados, amante del deporte y de su familia por encima de todo. Como un tipo normal cualquiera, sólo que lo que él hace en el frontón no es normal. En las distancias cortas gana mucho. Titín se acerca pausadamente a nuestra cita. Con diez minutos de antelación puedo ver en sus manos ‘sus heridas de guerra’ después de casi 20 años como profesional. Nos tomamos un agradable café recordando cómo empezó todo…. De tú a tú…

RIOJA2 (R2)¿Qué recuerdos tienes de tu infancia?
TITIN (T)
Sobre todo recuerdos muy agradables. En mi pueblo, Tricio, me acuerdo de estar todo el día en la calle, jugando desde bien pequeños, íbamos del colegio a la plaza. Aún me veo rodeado de toda mi familia, somos cinco hermanos así que la diversión nunca podía faltar. Ademas mi abuela tenía seis hijos y eramos hasta 19 nietos. En navidades nos juntábamos ceca de 50 personas, una locura. Y lo que empezó como un juego en la plaza y en el frontón se convirtió tiempo después en una forma vida…
TITIN:Nadie tuvo que inculcarme el amor a este deporte porque el frontón era nuestro único sitio de juegos. Prácticamente la afición me vino sola, empecé con 7 años, pero está claro que si la familia y los amigos se dedican a jugar es normal que acabes dedicándote aunque siempre me han gustado todos los deportes.

R2:¿Cómo surge esa afición?

R2:Precisamente jugando al voleibol aprendiste a tirarte como lo haces en los frontones
TITIN:Siempre he sido muy deportista, jugaba al fútbol (de portero) y me gustaba mucho el voleibol. Con 14 años empecé a dedicarme a la pelota en el ámbito aficionado. Ya estabas contento si te llamaban para jugar algún partido en verano y más aún cuando te daban dinerito. Pero fue con 23 años cuando me llegó la oportunidad. Llevaba tres años trabajando en una gasolinera, anteriormente había estado en la construcción, siempre compaginando las obligaciones laborales con la pelota. En ese momento, una nueva empresa se estaba creando (Aspe) y en dos meses ya estaba jugando como profesional. Debutaste como profesional en Baños de Río Tobía, en donde llevaron la pancarta “Es un lujo ver jugar al de Tricio”, con 23 años.

R2:Echando la vista atrás, ¿tuviste que renunciar a muchas cosas tras tomar la decisión de ser profesional?
TITIN: Me di cuenta que si quería dedicarme profesionalmente a la pelota no podía compaginarlo con el trabajo. Pero no he renunciado a nada, ni me he arrepentido en todos los años que llevo de pelotari porque jugar la pelota a mano era mi ilusión, mi vida. La familia es la que peor lo pasa en estos casos pero si te apoya y también le gusta este mundo todo es más fácil, y éste ha sido mi caso.

R2:¿Te imaginabas llegar a esta edad estando en activo, disputando campeonatos de primer nivel y en buen forma física?
TITIN:La pelota es un deporte más longevo que otros y si tienes suerte con las lesiones puedes estar tiempo pero no me imaginaba llegar hasta donde he llegado. Yo voy partido a partido y mes a mes aunque seguir en activo con 42 años, dedicándome a lo que me gusta, haciendo lo mismo que cuando tenías 27 años, es muy agradable.

R2:¿Y un pelotari puede vivir sólo de este deporte?Titin III 40070 Titín III, un pelotari cinco estrellas
TITIN: Todos los años que llevo dedicándome a la pelota lo he hecho de manera exclusiva, ayudado también por los buenos contratos que he firmado. Los que hemos tenido la suerte de vivir la época esplendorosa en la que las empresas estaban en un buen momento hemos sido unos privilegiados. Ahora todo es diferente. La crisis ha afectado a las empresas pelotazales teniendo que reducir sus plantillas. Hace doce años estábamos alrededor de 40 pelotaris en cada empresa. Ahora somos 25.

R2:Si el mundo de la pelota por algo se caracteriza es por su afición: sufridora, guerrera, crítica, generosa, respetuosa… La realidad es que tanto dentro como fuera de nuestra comunidad, véase País Vasco o Navarra, eres un pelotari muy admirado y querido. ¿Notas el cariño de la gente?
TITIN: Precisamente por el cariño de la afición es por lo que sigo entrenando, su apoyo es lo más agradable e importante que tengo. Para un deportista, además de los logros deportivos, el cariño que te da la gente, sobre todo cuando las cosas te van mal, cuando deportivamente no estás bien, tienes lesiones o malas rachas, es esencial y muy motivador.

Reconozco que no me puedo quejar porque la afición de La Rioja es de diez, desde el primer momento ha estado conmigo, me ha mostrado su apoyo, su cariño y ahora incluso más, cuando bien podrían decir ‘éste donde va, con los años que tiene’. Siempre les estaré agradecido, y no sólo a la afición riojana, si no al aficionado a la pelota en general porque me han mostrado gran respeto. Aún en la actualidad cuando me dicen algún piropo me sigo ruborizando… No sé si me merezco todo esto, es lo que pienso…

R2: ¿Cómo es un día normal en tu vida familiar, a qué te dedicas además de a entrenar?
TITIN: Igual soy demasiado tranquilo pero en mi tiempo libre descanso y me dedico a estar con la familia. Cuando paro intento estar todo el día con mi mujer y mis hijos. En cuanto a mis hobbies, ver cualquier tipo de deporte: fútbol, balonmano, baloncesto, si pudiera me estaría las 24 horas viendo deporte. Además, tengo tres hijos, y a los tres les gusta el deporte, al igual que a mi mujer. El pequeño empieza a jugar a la pelota.

R2: Hijo de pelotari, hermano de pelotari…. ¿Te gustaría que continuara la saga?
TITIN:Lo que me importa es sobre todo que mis hijos practiquen deporte, independientemente de si acaban dedicándose profesionalmente. Primero tienen que estudiar pero dentro de lo extra escolar hacer cualquier tipo de deporte es importante, los valores que se trasmiten son fundamentales. Es cierto que si un hijo o algún sobrino se dedicase de manera profesional a la pelota a mano estaría encantado y muy contento. Me gustaría, por qué lo voy a negar, pero será su elección.

R2:Y en casa, ¿habláis mucho de pelota o está prohibido?
TITIN
: Se habla de deporte en general pero de pelota en particular es de lo que menos. El rato que estamos tranquilos intentamos apartar el tema, hay que desconectar. 

R2: Y además de jugar a la pelota, ser padre de familia y mil cosas más, tienes tiempo también para llevar un Centro de Pelota (Centro de Tecnificación Titín III) 

TITIN: Esta escuela es una motivación. Cuando llegue el momento de mi retirada me gustaría dedicarme más de lleno a ella y sobre todo me encantaría seguir ligado al mundo de la pelota porque es mi pasión, aunque aún no se ni cómo ni de qué manera. Y si me preguntas por cuándo llegará ese día, te diré que no me pongo fechas.

R2:¿Hasta que el cuerpo, o las manos en este caso, aguanten?
TITIN: Más o menos. Llegará el día en que tenga que poner una fecha aunque creo que en este deporte las lesiones marcan un poco tu retirada. Con 42 años, ves a las nuevas hornadas de jóvenes pelotaris con mucha más fuerza y deportivamente cada año te cuesta mantener el nivel de competición. Pero el día que lo decida será un par de meses antes y diré ‘hasta aquí hemos llegado’, y será cuando ya no me vea con ilusión por jugar o mi empresa tampoco me ponga partidos.

R2:Temas de actualidad
¿Cómo se vive dentro del mundo de la pelota el tema del dopaje?

TITIN:La pelota siempre ha sido un deporte atípico en todos los aspectos y en el tema del dopaje también. Hasta hace bien poco no había controles. Hay que considerar que este deporte está dirigido por empresas privadas y las federaciones no tienen mucho que ver, van por libre.

El deportista no se tiene que valer de sustancias prohibidas para poder mejorar su rendimiento, nada más que por el hecho de doparse estás faltando al respeto a tus propios compañeros. Estoy totalmente en contra y me parece muy bien que se persiga y se sancione. En cuanto al mundo de la pelota son doce meses de competición y creo que la mejoría que podría verse no sería grande. Este deporte es más técnica y habilidad. Por
mucho que estés al 100% físicamente si técnicamente no vales, no consigues nada.

Otro tema de actualidad, la polémica ley anti tabaco.

R2: ¿Qué opinas de esta ley?
TITIN: Me parece demasiado severa. Pero el respeto en estos casos es lo más importante. La gente ya sabe donde tiene que fumar y donde no. Personalmente a mí no me ha importado nunca y jugando no me he fijado ni tampoco he rendido menos. 

Sincero, abierto y conversador, así se ha mostrado Titín, un pelotari con carácter que aún tiene cuerda para rato. Su último reto, el Campeonato Parejas Euskadi Saboréala.

Fuente:rioja2.com