Sin Comentarios

Aimar durmió ayer en semifinales. Atrás había quedado la penúltima piedra en el camino hacia la alfombra roja, Oinatz Bengoetxea, desdibujado, en el Atano III.

Leer más