Olaizola vuelve a barrer a su máximo rival en la final del Manomanista con un juego «perfecto» que desquicia a Irujo y logra su cuarta «txapela»

24
junio
2013

Pertenece a Frontón / General / Pelota Vasca

0 Comentarios
24-06-13 A3-10289981--647x365

Un partido "perfecto" ante su máximo rival para revalidar su condición de número uno en la pelota vasca moderna. El navarro Aimar Olaizolaha vuelto a barrer a Juan Martínez de Irujo en el partido más importante de la temporada, la final del Manomanista, que se ha resuelto con un aplastante 22 a 7. Misma brecha que el año pasado entre los dos mejores pelotaris del momento, aunque con un Olaizola que le ha cogido la medida a su rival, demostrando técnica y temple, según han reconocido ambos tras el choque.

El bilbaino frontón Bizkaia, el "San Mamés" de la pelota con capacidad para 3.000 personas, ha coronado por segundo año consecutivo aOlaizola II, que logra su cuarta "txapela" de campeón en la disciplina reina. Meses atrás levantó trofeo de ganador en la modalidad de cuatro y medio, también individual. En total, son once "grand slam" acumulados por Olaizola, que se consagra como la bestia negra a batir entre las tres paredes. Su solidez técnica y superioridad en la pista le han consolidado como el Rafa Nadal de los frontones, solo vulnerable por la grave lesión de rodilla que sufrió en 2010, misma "pesadilla" que persigue al tenista mallorquín.

El nuevo rey del mano a mano

A sus 33 años, Olaizola está en condiciones de estirar su reinado y seguir engordando palmarés. Se sitúa sin embargo aún lejos del "Pelé" de la pelota, Retegui II, el más laureado de todos los tiempos con 11 títulos del Manomanista entre 1980 y 1993. Y del considerado el "Di Stefano" de los frontones, Atano III, quien dominó el mano a mano entre 1926 y 1948.